Pongamos que hablo de Madrid.

Durante mi estancia en Madrid, he podido observar multiples dinámicas de lo que en esta ciudad sucede, muchas de ellas me han sorprendido y llamado mi atención. A continuación haré una reseña de algunas de ellas, todas son relacionadas con cosas que directa o indirectamente afectan a la dinámica urbana. Los invito a aportar lo que para ustedes es positivo en esta ciudad.
Bares
En Madrid puedes encontrar uno en cada manzana, si tienes suerte habrá más de uno, la mayoría son pequeños pero cada uno ofrece una experiencia única, bar-tender, ambiente, gente, etc. Es común que la gente vaya de bar en bar disfrutando de esos distintos ambientes y de sus famosas tapas (cada bebida viene con algo de comida en la mayoría de los lugares).
Bares

Adultos mayores

Es genial ver una banqueta ocupada, pero en lo personal es más gratificante y extraordinario verla llena de adultos mayores, que a paso lento pueden tener una rutina en dos o tres cuadras a la redonda de su vivienda que incluye panadería, un cafe o cerveza en algún bar con algún vecino, frutería y cualquier otro actividad en el mismo barrio.

adultos-mayores

Entorno Internacional

En el departamento donde vivo y en el continuo (comunicados por una puerta en la sala) vivieron en un periodo de tiempo de no más de dos meses, una chica belga, una alemana, dos españoles, tres chilenos, un japonés, un inglés, un italiano y dos mexicanos. Algunos dominando dos o tres idiomas. Esta es la diversidad representativa de Madrid en sus entornos universitarios, jóvenes siempre en movimiento y con hambre de conocer el mundo.

internacional

Museos

Sorprendente, los museos de Madrid y en general está ciudad poseen unas de las mayores representaciones del arte en el Mundo, a la altura de París o Londres. Y no solo el arte consolidado, también el arte contemporáneo y emergente tiene muchos escaparates donde mostrarse. En una semana tuve la oportunidad de asistir a cuatro ferias de arte emergente y contemporáneo con artistas de todo el mundo.

museos

Compras

Si hay una ciudad que me sorprende por la cantidad de tiendas para ir de compras, el nivel de las tiendas, la variedad y la cantidad de gente en ellas es esta. La fabulosa Gran Vía de Madrid y su aledaña Fuencarral son el sueño perfecto para todo aquel que quiera encontrar lo último en la moda, a todos los precios y de todos los estilos.

compras

Transporte público

El transporte público en Madrid es eficiente, limpio y sobre todo te lleva a todos los rincones de la ciudad, si te encuentras en el primer cuadro de la ciudad (dentro de la autopista M-30) prácticamente tienes una estación de metro a menos de 500 metros en toda el área, un buen sistema de bicicletas y un nutrido sistema de autobuses diurnos y nocturnos.

Banqueta

Las banquetas son amplias y existentes en todas las calles, con un diseño uniforme para prácticamente toda la ciudad. Y sobre todo accesibles para todo tipo de personas, paso peatonales con señalización visual, sonora y táctil. Es común ver caminar de forma autónoma a invidentes, personas en silla de ruedas o con movilidad disminuida.

banqueta

Vialidad

La avenida más importante de Madrid que lleva por nombre “Paseo de la Castellana” tiene tres carriles por sentido en su eje principal y uno en sus laterales con uno más para aparcamiento, incluso tiene más área de paseo y verde que de circulación de automóviles. Esta es la avenida más grande de la capital de España y no he visto hasta el momento grandes embotellamientos en ella.

Áreas Verdes

La ciudad esta llena de pequeños parques cercanos a todas las áreas de vivienda, sin embargo goza de grandes parques como el Parque “El Retiro”, el “parque del Oeste, la casa de Campo, entre otros, grandes pulmones públicos para el disfrute de toda la ciudad.

areas verdes

 Allá donde se cruzan los caminos, 
donde el mar no se puede concebir,
donde regresa siempre el fugitivo,
pongamos que hablo de Madrid.
Donde el deseo viaja en ascensores,
un agujero queda para mí,
que me dejo la vida en sus rincones,
pongamos que hablo de Madrid.
 
Las niñas ya no quieren ser princesas,
y a los niños les da por perseguir
el mar dentro de un vaso de ginebra,
pongamos que hablo de Madrid. 

De intereses e intersecciones.

De niño te preguntan: ¿Qué quieres ser de grande? La respuesta al final no es relevante a esa edad pero llega un momento en que se vuelve un tema latente en la mente inquieta de cualquier adolescente. Y es que por todos lados te enseñan que debes “elegir”, vivir con esa decisión y trabajar duro, muy duro para al final obtener los resultados esperados. Yo ya había elegido sin duda: quería ser arquitecto, pero siempre hubo algo, algo que te recuerda que hay otros intereses ahí en tu cabeza, algo que te incomoda como una piedra en el zapato.

Ya entrada la carrera descubrí el urbanismo y que ser urbanista no era ser arquitecto, ni era ser ingeniero, ni abogado, ni sociólogo, ni geógrafo. ¡Era serlo todo!

En los últimos días escuché una conferencia que me gustó por su mensaje. Emilie Wapnick “Why some of us don’t have one true calling”. Habla de esa sensación que todos –o por lo menos yo- tuvimos de saber que nuestra “elección” no estaba completa, que algo faltaba. Según Emilie existen personas con muchos intereses valiosos para una organización y que precisamente en esas “intersecciones” entre dos o más intereses la innovación surge.

El urbanismo es una de las disciplinas donde estas intersecciones no sólo son comunes, sino que son intrínsecas de la disciplina. ¿Qué hubiera sido de esa periodista si alguien le hubiera dicho que el urbanismo no era su “campo”?, ¿…que no indagara en él?, ¿…que no tenía nada que aportar? Seguramente más de una vez lo escuchó y afortunadamente para todos hizo caso omiso. Resultado: escribió una de las aportaciones más influyentes del siglo XX en urbanismo “Muerte y Vida de las Grandes Ciudades” (Jane Jacobs).

Por lo tanto, tener muchos intereses, pasiones, no es malo para nuestra carrera, al contrario la enriquecen y podremos encontrar en esas intersecciones la innovación que hace falta para descubrir nuevos caminos. De esa idea surge este blog, centrándose en esos tres grandes intereses: ciudad, tecnología y negocios. Buscar siempre nuevas formas de innovar, mejorar la calidad de vida de nuestras ciudades, solucionar errores del pasado y sobretodo, cambiar paradigmas.

Esta historia aunque incompleta tiene mucho que dar. Empecemos decidiendo: Soy urbanista.

20151019_192027_Fotor.jpg